Inicio Actualidad Concurso PREMIO COMUNAS Archivo Contacto
16 de septiembre de 2013
Un triunfo para el Transformador de Haedo
El Senado Provincial trató y aprobó la semana pasada, la expropiación de la Casona que fuera residencia del gobernador Manuel Fresco en la localidad de Haedo, Municipio de Morón. En diálogo con Diego Eiras, integrante del Transformador de esa localidad, logramos conocer detalles de la expropiación que significa un triunfo para esta organización independiente que trabaja en contra del desalojo, por la protección de los valores patrimoniales y su adecuado uso comunitario.
Por Claudia Bustamante y Margarita Pécora

El Transformador es un espacio que  puso en funcionamiento el Municipio de Morón  en una Casona que pertenecía a Manuel Fresco, quien fuera gobernador de la provincia de Buenos Aires. La casa, de características arquitectónicas espectaculares, estuvo abandonada por largo tiempo. La familia no se había hecho cargo de dicha propiedad  ni de los pagos de impuestos. Al respecto, Eiras nos cuenta:

C.B:- ¿En principio qué es el Transformador?

Es una organización social, un centro comunitario que  está en el barrio de Haedo y nace al calor de las asambleas populares  del 2001. Es un grupo de gente que se ha nucleado en el conurbano  cuando comenzó a mirar la realidad del barrio, con una olla popular, después un Comedor que funcionó en la sede del Partido Socialista  en Haedo, y finalmente ingresó en esta casa grande, hermosa y que todos queremos mucho  y que perteneció como bien se ha dicho, al gobernador Fresco. Allí desarrollamos múltiples actividades, una Biblioteca popular, talleres culturales y eventos artísticos. Es un centro que funciona de día y de noche para pibes y pibas  con experiencia de vida en calle. El espacio nocturno funciona en Morón por el convenio que firmamos con el Municipio  el año pasado y son muchísimas las actividades que se realizan.

¿El problema que se había suscitado con la Casona, es que la familia de Fresco había interpuesto  un pedido de restauración o de recuperación  de la propiedad y eso trajo aparejado un proyecto de expropiación que fue finalmente aprobado en la Cámara de Senadores?

Sí, la Casa es patrimonio cultural de la provincia  desde 1992  y ya había consenso desde esa época de expropiarla. En los ’90 hubo una Ley de expropiación también que salió, pero quedó en nada porque la provincia no efectivizó el pago  y nosotros por tercera vez presentamos el proyecto de Ley para expropiarla, activar el Patrimonio  arquitectónico y darle el uso comunitario  que le estamos dando desde hace más de una década.

Lo que pasó también, y que ahora con la Ley de expropiación viene a quedar zanjado, es que la familia  que desde un principio había autorizado el ingreso y luego de que la casa estuvo abandonada más de una década, interpuso un juicio de desalojo, suponemos nosotros  en la zona en la que está, en los últimos  cinco años se han construido edificios, en ese barrio de Haedo solo se puede construir  a tres cuadras de la Estación del tren y justamente esta Casa es el límite. Y ese juicio de desalojo  fue con el objetivo de hacer otro edificio más ahí. Esto  nos puso en defensa de la Casa, que es una de las últimas mansiones que quedan en el barrio.


Comentarios »
Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »















































DEJA UN MENSAJE

 
 

 
Agencia Comunas - © Todos los derechos reservados